Documentación a solicitar al inquilino

FECHA ÚLTIMA ACTUALIZACIÓN: [current_date format="d-m-Y"]

Actualmente, ser propietario de un piso vacío conlleva a una serie de gastos innecesarios. Por ello, cada vez son más los dueños que deciden arrendar sus viviendas. Sin embargo, para hacerlo, primero deben cumplir con una cantidad de requisitos legales solicitados al arrendador. También, es preciso que conozcan debidamente cuál es la documentación a solicitar al inquilino.

 

¿Cualquier piso es apto para alquilar?

Cualquier piso es apto para ser alquilado siempre que se cumplan con las pautas legales. En este aspecto, los requisitos necesarios para que el apartamento esté en condiciones de ser alquilado son:

  • Certificado energético.
  • Escritura de la propiedad de la vivienda: este documento es indispensable porque con él se certifica que es el dueño legal de la vivienda y que puede dar en alquiler el piso.
  • Facturas de los suministro con que cuenta el piso y el último recibo de IBI.

Al tener en orden la documentación mencionada anteriormente, el piso se puede considerar apto para alquilar, solo toca buscar un posible arrendador que cumpla con la documentación solicitada al inquilino que será exigida por el propietario de la vivienda.

¿Qué documentación se le debe solicitar al inquilino?

El alquiler del piso se le debe otorgar a una persona responsable que se capaz de pagar al día todo lo que le corresponde mientras esté habitando el domicilio arrendado. Por este motivo, debe cumplir con la siguiente documentación que se le solicita a un inquilino:

  • Fotocopia del DNI del futuro inquilino.
  • Certificado de confiabilidad: con este documento garantiza que no haya deudas pendientes por pagar.
  • Al llegar a un acuerdo sobre el alquiler se realiza un contrato escrito para formalizar el arrendamiento. El contrato debe estar escrito en consonancia con la ley de alquileres urbanos.
  • Por último, se define una finanza pertinente, la misma puede ser un mes o dos de la  renta mensual. Ese valor o finanza debe ser depositado en el organismo destinado para este trámite por la comunidad autónoma.
  • Aparte de la finanza legal, la ley estipula que se le puede solicitar otra cantidad de dinero al inquilino por  garantías auxiliares, esto se hace bajo un acuerdo de ambas partes. La garantía o aval económico no debe confundirse con la finanza legal solicitada previamente.

Deja un comentario